Home » Empresas » EL ORIGEN DEL TOCADISCOS

EL ORIGEN DEL TOCADISCOS

El mercado de la música no deja de avanzar y con ello los utensilios imprescindibles para poder escucharla. Estamos acostumbrados en la actualidad a la reproducción de música a través del MP3, móvil personal, ordenador o los famosos altavoces. Sin embargo, muchas de las nuevas generaciones no conocen uno de los aparatos que han marcado una época en el mercado de la reproducción de música, el tocadiscos. El vinilo a pesar de que parezca que ha pasado de moda, está en constante crecimiento. Realizando un breve acercamiento al origen del tocadiscos hay que remontarse al fonógrafo inventado por Thomas Edison en 1877. Este primer aparato fue creado para realizar todo tipo de grabaciones y reproducciones de sonido. Este sonido se da gracias al continuo movimiento de la superficie que hace vibrar una aguja. Estos primeros fonógrafos transmitían el sonido mediante un papel de aluminio situado dentro de un recinto con forma de cilindro. Con el tiempo hubo otros desarrollos del fonógrafo como fueron las aportaciones de Alexander Graham Bell en 1880 y Emile Berliner en 1890 con la introducción de los discos planos y modificaciones en la aguja que produce la vibración del sonido. Sin embargo, los principales avances comenzaron en los años 20 con una mejora evidente en el audio y la introducción de un sistema tecnológico de amplificación electrónico. Además en 1930 por vez primera se introduce el vinilo, lo que supuso un incremento de los precios de este aparato. Es en los años 60 y 70 cuando la compra del tocadiscos empezó a abaratarse, creándose modelos portátiles muchos más novedosos que incluso podían ser instalados en los coches.

Es fundamental que tengas en cuenta que para escuchar un vinilo siempre es necesario un buen tocadiscos y por tanto una buena aguja fonocaptora. Es fundamental que el cabezal de la aguja esté correctamente construido ya que, esto supone que el sonido esté totalmente definido, nítido y no sufra pérdidas que puedan afectar al estado del aparato. El hecho de que todas las piezas estén en correcto estado supondrá que el tocadiscos tenga siempre el mismo ritmo estable y preciso. Si tienes pensado renovar tu tocadiscos antiguo, el cual te recomendamos que nunca tires ya que puede ser una auténtica reliquia, o comprar uno totalmente nuevo, a continuación te damos unas pautas que debes tener en cuenta.

BRAZO DEL TOCADISCOS

El brazo es el elemento clave, ya que comunica el vinilo con el tocadiscos. Actualmente, prácticamente todos los tocadiscos son automáticos y tienen un mando a distancia que al pulsar play o pause hacen funcionar o parar a la aguja, por lo que te dan una gran comodidad a la hora de empezar a escuchar las pistas musicales. No obstante, es importante que tengas en cuenta que si quieres un uso más preciso de tu tocadiscos debes hacerte con uno de tipo manual.

PLATAFORMA PRINCIPAL

Antes de hacerte con un tocadiscos debes de saber a la perfección como está compuesta su plataforma. Lo más recomendable es que los pies de la misma sean de goma y no tengan mucha altura. Casi todas las fabricaciones suelen ser de metal cromado, plástico o madera, de las cuales puedes escoger la que más se ajuste a tus necesidades. Además, en cuanto al peso es recomendable que tomes aquel con más peso, ya que reproducen mejor las vibraciones y darán a la reproducción una mayor estabilidad.

 

 

VELOCIDAD DEL TOCADISCOS

Cuando vayas a comprar un tocadiscos debes de tener en cuenta su clasificación según su diámetro en pulgadas (12”, 10” o 7”). Estas medidas van relacionadas con la rotación del tocadiscos en revoluciones por minuto, que además aporta información acerca de como es el sonido y el número de canales que tiene el audio.

CONECTIVIDAD

En la actualidad todos los tocadiscos cuentan con una entrada RCA estéreo. Pero además debes observar que incluyan una entrada para auriculares y que tenga una contrapartida de tipo trasero por si en un futuro tienes intención de conectar un Home Cinema. Junto con estas conexiones es importante que tu aparato tenga la opción de poder conectar un puerto USB, lo que te facilitará en muchos casos la reproducción del sonido.

Lorena Arribas Montero